miércoles, 1 de mayo de 2013

¡Para!

Ya. 

Si sé (¿?) que preguntarse tantas cosas sin sentido es una estupidez y una pérdida de tiempo. Una insensatez. También el vivir creyendo que ciertas cosas pueden parecerse un poco al sueño...

Quisiera aprender de una vez a ser sensata. O no sé.

Quisiera... Aquello que nunca podré tener. O vivir. Porque no se trata de las "cosas". Una lástima.

¡Para de regañarme!

No hay comentarios: